La Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico invierte 30.000 euros en las obras de conservación del teatro romano de Guadix

La empresa mixta Aguas de Guadix presenta la memoria anual de su Obra Social
diciembre 22, 2020
Guadix y el Territorio Cueva vuelven a ser protagonistas de uno de los diarios de turismo más importantes de Argentina
diciembre 23, 2020

La Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico invierte 30.000 euros en las obras de conservación del teatro romano de Guadix

Antonio Granados ha destacado la importancia de la realización de la intervención en áreas que no se había trabajado antes

El delegado territorial de Cultura y Patrimonio Histórico, Antonio Granados, ha visitado junto con el alcalde de Guadix, Jesús R. Lorente las actuaciones que se llevan a cabo en el teatro romano de la localidad, con el objetivo de consolidar y restaurar los elementos que integran el escenario, los muros que delimitan el hyposcaenium, el foso y la consolidación de las pinturas en el murus pulpiti, obras en las que se invertirán 30.000 euros.

“Las obras de restauración realizadas hasta la fecha se han desarrollado en espacios como el murus pulpiti, mientras que otros como el hyposcaenium, han experimentado un proceso de deterioro que intentamos revertir con esta intervención” ha señalado Granados, quien ha aclarado que el hyposcaenium era una especie de sótano destinado a la tramoya y mecanismos para subir y bajar el telón que cuando se excavó en el 2008, se encontraba colmatado por casi un centenar de elementos arquitectónicos (basas, capiteles, fustes, basas, cornisas, mármoles y una fuente).

“Entre los trabajos a realizar está la eliminación de los líquenes en el frons pulpiti y en el resto de estructuras murarias, la aplicación de capa en la coronación de los muros para la correcta evacuación de agua de lluvia, la consolidación de muros con aplicación de morteros de cal, especialmente en los lienzos conservados del  hyposcaenium, el sellado de grietas, con mortero de inyección en las más finas y con mortero de cal en las gruesas, sellado de los bordes de las pinturas murales con mortero de cal y la fijación al soporte pétreo con mortero de inyección”,  ha explicado.

El delegado de Cultura y Patrimonio Histórico ha recordado que apesar que aún queda mucho por excavar, las intervenciones que se han llevado a cabo hasta la fecha dan una imagen muy aproximada de cómo debió ser el teatro de Guadix, “un conjunto monumental de casi 6.000 m² organizado en dos terrazas o plataformas en las que se disponían las distintas estructuras: el teatro propiamente dicho se dispone en una terraza, mientras que a una cota inferior se encuentra la zona ajardinada o porticus post scaenam”.

A este respecto, ha precisado que “éste espacio ajardinado es uno de los elementos más reseñables del teatro accitano y lo hace singular entre el conjunto de teatros romanos de la Península Ibérica, ya que se trata de una construcción que aparece sobre todo en aquellos en los que interviene la familia imperial”. Sólo en cinco de los veintiséis teatros aparecen estas estructuras además de Guadix, los de Emérita Augusta (Mérida), Cartago Nova (Cartagena), Caesaraugusta (Zaragoza) e Itálica (Sevilla), mientras que para el conjunto del imperio romano sólo una veintena de teatros cuentan con esta construcción.

El delegado de Cultura y Patrimonio Histórico ha señalado que del teatro se conservan los elementos claves de su arquitectura y organización espacial, como el monumental frente escénico; el escenario, que mantiene restos de las pinturas que decoraban el murus pulpiti; el hyposcaenium, la orquesta,  construida con base de sillares de unos 600 kg de peso perfectamente encajados entre sí; y la cávea o graderío, que sufrió un fuerte proceso de expolio que conllevó la desaparición de gran parte de las estructuras.

La construcción del teatro, en una ciudad que recordemos fue una colonia romana fundada en el 45 a.C., debe datarse en el segundo cuarto del siglo I, aunque el edificio debió presentar pronto problemas estructurales derivados de la inestabilidad del terreno natural y de la constante presencia del nivel freático. El teatro estaba fuera de uso hacia finales del siglo III o principios del s. IV, cuando se produce el expolio de la solería de mármol de la orchestra.

Sin embargo, tanto la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico como el Ayuntamiento de Guadix han trabajado para mantener los restos del espacio escénico e intentar devolverle su esplendor, así como posibilitar que la ciudadanía pueda disfrutarlo.

Deja una respuesta